Cómo perder peso después de las fiestas sin efecto rebote | Inacua

Ahora que ha terminado la Navidad, y con ella, también los excesos, es el momento perfecto para reactivarnos y volver a retomar el ejercicio y la vida sana.

Ahora que ha terminado la Navidad, y con ella, también los excesos, es el momento perfecto para reactivarnos y volver a retomar el ejercicio y la vida sana. Con ello, no solo quemaremos grasa y perderemos peso, que es el objetivo de la gran mayoría de personas, sino que también eliminaremos toxinas acumuladas que pueden acabar ocasionándonos malestar.

Además, también deberíamos aprovechar este momento para empezar a tener buenos hábitos alimentarios y llevar una dieta saludable y equilibrada para evitar carencias. Si quieres saber cómo volver a estar en forma sin el temido efecto rebote, ¡no te pierdas nuestros consejos!

9 consejos para volver a estar en forma después de Navidad

1. Huye de las conocidas “dietas milagro”

Todos conocemos las “dietas milagro”, que de milagrosas no tienen absolutamente nada. Estas dietas conllevan una serie de hábitos de alimentación que a la larga no son saludables para el organismo, además de tener un efecto rebote que conseguirán que acabemos recuperando los kilos perdidos. Por tanto, lo mejor es consultar con especialistas en nutrición para que nos indiquen que alimentación debemos seguir.

2. Haz cinco comidas al día

Para evitar picar entre horas alimentos que no debemos o darnos atracones en el almuerzo o la cena, lo más recomendable es hacer cinco comidas al día. De esta manera, nuestro metabolismo siempre se mantendrá activo.

3. Bebe mucha agua

Mantener una correcta hidratación también es sumamente importante para estar sanos y que nuestro organismo funcione perfectamente. Para ello, lo más recomendable es tomar aproximadamente dos litros de agua y evitar a toda costa refrescos y otras bebidas industriales.

4. ¿Zumos? Sí, pero naturales

Además del agua, podrás tomar otras bebidas como zumos, pero siempre y cuando sean naturales, y sin sobrepasar la cantidad, que no podrá ser más de un vaso al día.

5. Añade frutas y verduras a tus comidas

De nada sirve intentar llevar una vida sana si no incorporamos a nuestra dieta frutas y verduras. Haz de los vegetales tu plato principal en el almuerzo y la cena y acompáñalos con otros alimentos. En cuanto a la fruta, recuerda tomar entre dos y tres piezas al día, y mucho mejor si es de temporada. Por otro lado, evita comer fritos y alimentos con mucha sal o azúcar.

6. Usa platos más pequeños

Si sientes que no puedes controlar la cantidad de comida que ingieres, te dejamos un buen truco: utiliza platos más pequeños, sobre todo para las comidas más fuertes y calóricas. De esta forma, te verás en la obligación de comer menos cantidad de comida.

7. Come relajadamente

A la hora de comer, recuerda hacerlo con calma y sin prisas. Es muy importante disfrutar del momento y ser conscientes de lo que estamos haciendo, ya que comer rápido puede conllevar algunos problemas como una mala digestión. Por otro lado, evita ver la televisión cuando comas, y en caso de que lo hagas, evita programación que te genere ansiedad.

8. No restrinjas ningún grupo alimentario

Aunque no lo creas, en una dieta debemos comer de todo siempre y cuando sean alimentos saludables. No te prives de ningún grupo alimentario y olvídate de las dietas restrictivas, que solo conseguirán que te frustres y te veas incapaz de comer sano.

9. No te olvides del ejercicio

Nada de lo anterior tendrá sentido si no lo combinas con una buena dosis de ejercicio. Si estás pensando apuntarte al gimnasio, te esperamos en Inacua, donde encontrarás una gran variedad de actividades para que no te aburras en ningún momento.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para posibilitar, personalizar y analizar la navegación, mejorando la calidad de los servicios. Si continua navegando, acepta su uso conforme a nuestra política de cookies. Puede cambiar sus preferencias en su navegador.